El arrebatamiento de la iglesia (Lección 5)

arrebatamiento de la iglesia

Con frecuencia escuchamos a las personas preguntarse qué es y cómo será aquello del arrebatamiento de la iglesia. Sin duda no tienen claridad a qué iglesia se refiere, el porqué de un arrebatamiento, cuánto se producirá, quiénes se irán y como consecuencia de qué se producirá. Los interrogantes, por supuesto, son muchos. Y las respuestas están íntimamente ligadas a la denominación en la que nos congreguemos.

El primer paso en la profundización de este tema, es ir a las Escrituras, para conocer qué nos enseñan. El apóstol Pablo escribió a los creyentes de Tesalónica:

Porque el Señor mismo con voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero.”(1 Tesalonicenses 4:16 | RV 60)

En otra de sus cartas, esta vez dirigida a los cristianos de Corinto, les enseña:

He aquí, os digo un misterio: No todos dormiremos; pero todos seremos transformados, 52en un momento, en un abrir y cerrar de ojos, a la final trompeta; porque se tocará la trompeta, y los muertos serán resucitados incorruptibles, y nosotros seremos transformados.”(1 Corintios 15:51-52 | RV 60)

Hay tres formas de concebir este rapto. Depende de la perspectiva. Encontramos, en particular, tres:

1.- ___________________. Plantean que el traslado será antes de la tribulación.

2.- ___________________. Dicen que el traslado será durante la tribulación

3.- ___________________. Defienden la tesis de que el traslado será des­pués de la tribulación.

Hay una cuarta línea de pensamiento que se inclina por asegurar que el arrebatamiento será parcial.

Desde nuestra perspectiva estudiaremos varios textos que nos evidencian que el rapto de la iglesia se producirá antes de que llegue la gran tribulación. Para llegar a esta conclusión nos inclinamos por el método de interpretación literal.

Cuando Dios revela lo que va a acontecer, lo hace apropiadamente para que quienes están apercibidos, no incurran en errores (Leer 1 Corintios 14: 40 y 14:33.)

UNA DEFINICIÓN DEL ARREBATAMIENTO DE LA IGLESIA

Cuando leemos la Palabra encontramos que al referirnos a arrebatamiento, estamos hablando de un momento específico en el que un grupo de personas—en este caso usted y yo que somos parte de la iglesia universal de Jesucristo, seremos tomados por Él.

Por supuesto, hay quienes se confunden porque algunos textos pueden dar lugar a que se píense que tal traslación sobrenatural aplicará para los creyentes en Jesús y otros que nos llevarían a pesar que involucra al pueblo de Israel únicamente.

La certeza de que el arrebatamiento se producirá, la hallamos en la promesa que hizo el Señor Jesús de regresar (Lea Juan 14:1-3; Hechos 1:9-11)

Ahora bien, reflexionemos en una instrucción que impartió el Señor Jesucristo y que usted encontrará en Mt. 24:36, 42, 44. Escriba a continuación sus conclusiones:

_____________________________________________________________

_____________________________________________________________

Si bien es cierto, por su obra santificadora Jesús ya aseguró para nosotros la salvación, no deberíamos mantenernos confiados porque tal confianza nos inclinará a volver al pecado y es ahí donde desestimamos la obra que ya Él hizo en la cruz por nosotros para que permaneciéramos caminando en santidad.

¿Por qué no se ha producido el rapto aún, pese a que han pasado tantos siglos? Podrá despejar este interrogante leyendo 1 Pedro 3:8-11. Compártanos su respuesta:

_____________________________________________________________

_____________________________________________________________

¿CÓMO SE PRODUCIRÁ EL RAPTO?

El arrebatamiento de la iglesia tiene claras especificaciones. Las hallamos descritas en la Palabra de Dios. Para comenzar, le invitamos a leer al evangelista Marcos cuando escribe:

Entonces verán al Hijo del Hombre, que vendrá en las nubes con gran poder y gloria. Y entonces enviará sus ángeles, y juntará a sus escogidos de los cuatro vientos, desde el extremo de la tierra hasta el extremo del cielo.”(Marcos 13: 26, 27 | RV 60)

Será un acontecimiento mundial, indistintamente de la hora en que se produzca. Ninguna persona, de la nación que habite, estará exenta de pasar por este proceso. Y, por supuesto, de ser consciente que está ocurriendo.

El apóstol al respecto, escribió:

Porque si creemos que Jesús murió y resucitó, así también traerá Dios con Jesús a los que durmieron en él. Por lo cual os decimos esto en palabra del Señor: que nosotros que vivimos, que habremos quedado hasta la venida del Señor, no precederemos a los que durmieron. Porque el Señor mismo con voz de mando, con voz de arcángel, y con trompeta de Dios, descenderá del cielo; y los muertos en Cristo resucitarán primero.” (1 Tesalonicenses 4: 14-16| RV 60)

Cabe aclarar que la venida del Salvador por sus santos no es en forma visible para el mundo, pero si para sus escogidos, o sea la Iglesia. Según la Biblia ha de venir con todo poder y gloria, junto a Él vienen las almas que están durmiendo en él para ser resucitados y transformados para luego estar junto con Él.

Tome nota que, de acuerdo con las Escrituras, primero serán levantados los muertos en Cristo, luego los que estén vivos seremos transformados en un abrir y cerrar de ojos a la final trompeta, sin defecto alguno, igual que los ángeles (1 Tesalonicenses 4:17).

El Señor Jesús lo confirmó muchos siglos antes

No os maravilléis de esto; porque vendrá hora cuando todos los que están en los sepulcros oirán su voz; y los que hicieron lo bueno, saldrán a resurrección de vida; más los que hicieron lo malo, a resurrección de condenación.” (Juan 5: 28-29; Isaías 35:4-6  RV 60)

Para despejar otros interrogantes que quizá le asaltan alrededor del regreso de Jesús, le animamos a leer 1 Corintios 15:23, 51, 52. ¿Qué aprende de este texto que hallamos en la Biblia:

_____________________________________________________________

_____________________________________________________________

Ahora, quizá se pregunte cómo nos veremos en el arrebatamiento de la iglesia. Considere lo que enseña Job 33:25

_____________________________________________________________

_____________________________________________________________

Hay otras características del rapto que debiera tener en cuenta y que encontramos en  Isaías 33: 4-6, 17:

_____________________________________________________________

____________________________________________________________

Nuestra condición en ese momento la describió el Señor Jesús cuando enseñó:

“Porque no pueden ya más morir, pues son iguales a los ángeles, y son hijos de Dios, al ser hijos de la resurrección.” (Lucas. 20:36| RV 60)

EL ENCUENTRO CON CRISTO

El momento en el que su iglesia se encuentre con Jesucristo, habrá de ser emocionante y feliz. El apóstol Juan también hizo su aportación en cuanto a esa experiencia sobrenatural:

Amados, ahora somos hijos de Dios, y aún no se ha manifestado lo que hemos de ser; pero sabemos que cuando él se manifieste, seremos semejantes a él, porque le veremos tal como él es. 3Y todo aquel que tiene esta esperanza en él, se purifica a sí mismo, así como él es puro.”( 1 Juan 3:2-3)

Sobre esa transformación también escribió el apóstol Pablo en Filipenses 3: 20, 21. Lea estos versículos bíblicos y déjenos conocer su apreciación:

_____________________________________________________________

_____________________________________________________________

Las Escrituras nos llevan a concluir que:

1.- __________________________

2.- __________________________

3.- __________________________

4.-__________________________

Alrededor del tema conviene leer lo que enseña Mateo 5:8 y 7:21-23. Traza pautas claras respecto a cuál debe ser nuestro comportamiento delante de Dios.

Debemos mantenernos a la espera del regreso victorioso del Señor Jesucristo por su pueblo, por usted y por mí. ¿Cuál es el propósito? Lo encontrará en Efesios 5:27. Escriba a continuación su respuesta:

_____________________________________________________________

_____________________________________________________________

Vale la pena tener en cuenta la enseñanza de Santiago cuando escribe;

Tened también vosotros paciencia, y afirmad vuestros corazones; porque la venida del Señor se acerca.”(Santiago 5:8; Tito 2:13, 14; Colosenses 3:12-16; Hebreos 12:1| RV 60)

No se aparte del Señor Jesucristo. Lo esperamos, no con una actitud descuidada, sino de esperanza. Busque a continuación el pasaje de Sofonías 2:3 y compártanos qué instrucción imparte nuestro amado Dios a través de su escrito profético:

_____________________________________________________________

_____________________________________________________________

Para concluir, le animamos a buscar otros pasajes útiles alrededor del tema del arrebatamiento de la iglesia que le resultarán muy útiles y que encontrará en Romanos  5:9; 1 Corintios 1:8; 2 Corintios 5:1-9; 1 Tesalonicenses 1:10; 5:9: 2 Tesalonicenses 2:1-8; Apocalipsis 3:10.

Esperamos encontrarnos en la próxima Lección para seguir aprendiendo de lo mucho que tiene la Biblia para enseñarnos en torno a los tiempos finales.


RESPUESTAS A LA LECCIÓN Nro. 5


A continuación, encontrará las palabras o frases que requiere para llenar los espacios en blanco que aparecen en la Lección de hoy:

1.- Premilenialista

2.- Amilenialista

3.- Post Milenialista

El encuentro con Cristo

1.- Cristo ha de volver pronto.

2.- Se llevará a los que son suyos.

3.- Es necesario haber nacido de nuevo.

4.- Quedarán por fuera los desobedientes.


© Fernando Alexis Jiménez – Entrenador del Instituto Bíblico Ministerial de la Misión Edificando Familias Sólidas (Colombia)


 

Publicaciones Relacionadas